ENDOSCOPIA GINECOLÓGICA

< Volver Atrás

La endoscopia en ginecología es la HISTEROSCOPIA.

Es una técnica que consiste, como en cualquier endoscopia, en la introducción de una óptica con luz y cámara, en este caso en el útero a través de la vía vaginal. Puede ser diagnóstica, sobre todo para casos en los que haya que confirmar la presencia de un pólipo endometrial o hacer una valoración de un mioma submucoso. En estos casos se suele hacer en consulta y sin anestesia. Las molestias son leves y la recuperación inmediata.

 

Y puede ser quirúrgica, en casos en que haya que hacer una extirpación de pólipos de cierto tamaño, o de miomas susceptibles de ser extirpados por histeroscopia. Estas polipectomías y miomectomías histeroscópicas se realizan en quirófano, con sedación, anestesia general, o regional (epidural o más frecuentemente raquídea). Generalmente no requieren ingreso hospitalario y la recuperación es también prácticamente inmediata.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR