EPISIOTOMÍA. REPARACIÓN DE EPISIORRAFIA

< Volver Atrás

Durante el parto en muchas ocasiones sigue siendo necesario hacer una episiotomía.

 

La episiotomía es una incisión o corte que se hace en el periné de la mujer en el momento expulsivo del parto cuando se prevé que, por el tamaño o la posición del feto, se puede producir un desgarro importante si se deja evolucionar de forma natural.

 

Cuando esa incisión se sutura o cose pasa a llamarse episiorrafia.

 

En muchas ocasiones la episiorrafia queda tirante, dolorosa, dura o fibrosa, retraída, le ha crecido tejido de granulación, o tiene los bordes mal enfrentados, siendo necesaria su reparación.

 

Cómo reparamos la episiorrafia

 

La reparación de la episiorrafia, puede hacerse de diferentes formas dependiendo sobre todo de cuál sea el problema.

 

Láser de CO2

 

Con el láser de CO2 se puede hacer una reparación quirúrgica de la episiotomía mal cicatrizada o episiotomioplastia.

 

Las ventajas son que se puede hacer en consulta y bajo anestesia local, que en la mayoría de los casos no necesita puntos, y que la recuperación es muy rápida.

 

Más información sobre el láser de CO2 vaginal

 

Ácido hailurónico

 

En casos de episiotomías que en el proceso de cicatrización han quedado muy duras, fibróticas o incluso retraídas, originen o no dolor, la infiltración de ácido hialurónico es un tratamiento muy eficaz al hidratar, expandir  y con ello generalmente ablandar la cicatriz y reducir o incluso quitar el dolor.

 

Más información sobre ácido hialurónico vaginal y vulvar

 

Plasma rico en factores de crecimiento

 

Con las mismas indicaciones que el ácido hialurónico, el plasma rico en factores de crecimiento ayuda a regenerar el tejido cicatricial cambiándolo por uno de mejor calidad, más blando y sin dolor.

 

Más información sobre el Plasma Rico en Factores de Crecimiento

 

Carboxiterapia

 

La carboxiterapia es otro de los tratamientos medicoestéticos que se usa ampliamente como tratamiento ginecoestético y que se puede emplear, entre otras muchas indicaciones,  en la recuperación de cicatrices, incluida la de episiotomía.

 

Más información sobre Carboxiterapia 

 

Cirugía

 

A veces, si el problema es mayor, como es el caso de una episiotomía en la que los bordes de la herida están mal enfrentados, puede llegar a ser necesaria una episiotomioplastia, reparación quirúrgica con cirugía convencional.

 

Todas estas técnicas son aplicables a la reparación desgarros vaginales,  una cicatriz de cesárea o de cualquier otra cicatriz en cualquier otra parte de cuerpo.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR