HIFU corporal

Nuevas tendencias para la reducción de grasa corporal localizada: HIFU

Como muchas otras técnicas médico estéticas, el HIFU o “ultrasonido focalizado de alta intensidad” tiene su origen en un procedimiento médico que se aplica desde principios de los años cincuenta. Consiste en un haz de ultrasonidos de alta frecuencia y alta energía que eleva la temperatura de manera selectiva y localizada para destruir células, sin que los tejidos colindantes queden afectados. En medicina convencional estas cualidades lo hacen idóneo, por ejemplo, para el tratamiento de tumores. Además, es un tratamiento no invasivo, es decir, que no toca directamente el cuerpo humano, con todas las ventajas que ello conlleva para el paciente.

 

Con la creciente demanda de tratamientos no quirúrgicos, para la reducción de grasa y mejora del contorno corporal, el HIFU he empezado a utilizarse recientemente como un método no invasivo para la destrucción selectiva del tejido adiposo o, dicho de forma más sencilla, para acabar con la grasa localizada y difícil de eliminar, de manera muy efectiva.

El hecho de basarse en un procedimiento médico utilizado durante los últimos 75 años, se traduce en una garantía de efectividad y seguridad para el paciente. Se trata de una técnica comprobada y totalmente segura para eliminar la grasa persistente en abdomen, costados, caderas, muslos y glúteos.

 

¿Cómo funciona el HIFU corporal?

El tratamiento de medicina estética corporal consiste en dirigir la energía de ultrasonido de alta intensidad a las células de grasa, a una profundidad precisa, en un área específica del cuerpo. Esto hace que la temperatura aumente por encima de 56 ° C en la capa de grasa subcutánea, sin afectar a la superficie de la piel. Exponer las células grasas a esta temperatura causa una destrucción celular rápida y efectiva. Posteriormente, las células grasas dañadas son procesadas de forma natural y rechazadas por el sistema inmunológico del cuerpo, a través del sistema linfático, en unas pocas semanas.

 

Cinco preguntas básicas sobre HIFU

Si esa capa extra de grasa debajo de tus brazos, caderas, cintura, piernas o glúteos te preocupa, HIFU puede ayudarte a conseguir un cuerpo más definido y contorneado. Es una de las mejores alternativas a la liposucción tradicional ya que elimina la grasa resistente en zonas localizadas sin necesidad de cirugía. pero… seguro que todavía te asaltan algunas dudas:

 

¿Cuánto tiempo duran los resultados?

 

Los resultados óptimos generalmente tienen lugar dos o tres meses después del procedimiento. Puede ser duradero, pero no puede considerarse permanente debido a múltiples factores como el estilo de vida, la dieta y el ejercicio. Se pueden necesitar múltiples sesiones dependiendo de la región escogida y la cantidad de grasa que exista en esa área.

 

¿Qué áreas se pueden mejorar con los tratamientos de HIFU?

 

Este tratamiento es ideal para eliminar las bolsas de grasa persistentes y no deseadas de abdomen, brazos, flancos, caderas, muslos y glúteos.

 

¿Cuánta grasa debería haber para un tratamiento efectivo?

 

Este tratamiento es ideal para las personas que buscan una reducción de bolsas de grasa de tamaño leve a moderado. Consultar con un especialista en medicina estética ayudará a decidir el tratamiento más adecuado para cada individuo. Las personas obesas o que buscan una pérdida de peso significativa, en general no serán ideales para este tratamiento.

 

¿Puedo perder peso con este tratamiento?

 

El objetivo del tratamiento corporal HIFU es la reducción de grasa y mejora del contorno corporal. El procedimiento no se considera un sustituto para una dieta saludable y ejercicio, y no está dirigido a reducir significativamente el peso.

 

¿Qué notaré durante el tratamiento?

 

Se aplica un gel a la región objetivo, lo que permite que el cabezal de la máquina HIFU se deslice y entregue pulsos de ultrasonido eficientes a través de la piel a la capa objetivo de grasa. Se realizarán varias pasadas sobre la región escogida para maximizar las células de grasas afectadas. La sensación durante el tratamiento es similar a un hormigueo o leves pinchazos.

 

¿Tengo que hacer algo después del tratamiento?

 

Esta técnica no implica tiempo de recuperación posterior ni requiere ningún cuidado especial. Se puede retomar la vida normal de manera inmediata. No obstante, para que los efectos sean duraderos, siempre es recomendable seguir algunas pautas en general en la vida diaria y en especial después de las sesiones:

 

– Hidratarse adecuadamente. Beber agua en abundancia es importante porque ayuda a eliminar naturalmente la grasa que se ha destruido.
– Practicar ejercicio cardiovascular como andar, correr o montar en bicicleta ayuda al drenaje.
– Cuidar la alimentación, consumiendo frutas y hortalizas, eliminando bebidas calóricas, moderando la cantidades, no abusando de grasas y reduciendo en la medida de lo posible azúcares y harinas.

Ventajas de HIFU:

  • Procedimiento seguro, preciso y efectivo
  • Resultados inmediatos y duraderos
  • No invasivo: sin cirugía, anestesia, inyecciones ni agujas. Alternativa a la liposucción
  • Mínimas molestias
  • Puede aplicarse en cualquier época de año
  • No es necesario un tiempo de recuperación



Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies