ÁCIDO HIALURÓNICO

< Volver Atrás

Consiste en la inyección intradérmica de ácido hialurónico.

El acido hialurónico es un polisacárido que existe de forma natural en nuestro cuerpo, en especial concentración en cartílagos y piel, y que posee como característica fundamental la capacidad para retener agua en un porcentaje equivalente a miles de veces su peso. El ácido hialurónico inyectado en la dermis alisa los pliegues cutáneos además de estimular la producción de colágeno, lo que hace que sus efectos sean más duraderos. Al ser aplicado, como los hilos tensores, en forma de vectores, consigue un efecto lifting.

 

Objetivo

Difuminar las arrugas profundas, hidratar y reposicionar volúmenes cutáneos perdidos tanto por la edad como por otros factores como puede ser una cirugía previa o cualquier otro proceso de cicatrización.

Existe un ácido hialurónico de diferente densidad para cada objetivo.

 

Resultados

Una piel más firme e hidratada, con menos arrugas y corrección de volúmenes de forma inmediata. Al ser  una molécula biodegradable, el organismo la reabsorbe, siendo la  duración del tratamiento de entre un año y un año y medio.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR